sábado, 14 de mayo de 2016

MALDICION LOCAL

FINAL: ALMAGRO 2 - JUVENTUD UNIDA GUALEGUAYCHU 2

Almagro tenía el triunfo en el bolsillo pero en los últimos segundos del partido el conjunto entrerriano se lo empató. El tricolor lo perdía en el primer tiempo lo dió vuelta en el segundo para ponerse 2 a 1 pero no lo liquidó y Juventud Unida llegó a la igualdad en el final, negándole nuevamente al equipo poder obtener un triunfo de local.
Altamirano y Barboza marcaron los goles de Almagro, que luego de dar vuelta el marcador contó con chances para sellar el partido, pero no lo logró y lo terminó igualando. 



Se le sigue negando a Almagro de local, como una especie de maldición, de karma, porque tenía todo para que ayer se le diera y romper con esa racha. Porque tras irse en desventaja en el primer tiempo por 1 a 0, en el complemento el equipo salió con todo a buscar la igualdad, la logró y luego del parate que hubo porque se esperaba que vuelva la ambulancia de trasladar a un jugador visitante, Almagro logró dar vuelta el marcador y se lo llevaba por delante a Juventud como para ampliar la ventaja pero no liquidó el partido y padeció el empate en el final.

PERDIENDO, EMPATANDO, GANANDO, EMPATANDO

Para repasar el desarrollo del juego el encuentro comenzó con pocas llegadas en los pimeros minutos, Almagro intentaba aproximarse más, Juventud apostaba a la contra y a los pelotazos para sus delanteros, sobre todo para el nueve Lenci, quien complicaba a la defensa tricolor aguantando bien la pelota y tratando de escapar. 
Así en una pelota que Almagro perdió en tres cuartos, el propio Lenci encaró para el área y cuando quiso eludir a Gómez, este con su pierna en el afán de sacarle el balón lo derribó y el arbitro sancionó penal que el delantero rival transformó en gol a los 25 minutos.
Sin haber hecho nada el visitante se ponía en ventaja.
Pero Almagro iría a buscar el empate en lo que restaba del primer tiempo.
Lo tuvo Schunke tras un corner con un remate que pasó muy cerca del palo izquierdo.
Luego llegó una jugada polémica, a Barboza le cometen falta en el borde del área casí pisandola y quedó la duda si fue dentro o fuera.
EL arbitro marcaba tiro libre pero llamó la atención que el juez de línea fue a ubicarse al borde del área chica.
Finalmente marcó tiro libre pero Almagro no lo pudo aprovechar.
Para el segundo tiempo el equipo salió con todo a buscar el empate ante un rival que se refugiaba atrás. 
Lo consiguió rápido, exactamente a los 4 minutos: una gran jugada de Medina por derecha eludiendo defensores rivales, mandó un  centro perfecto al medio del área para que Altamirano de zurda conecte al gol.
El 1 a 1 parcial para el tricolor que ahora iría por la victoria.
Por la derecha del ataque parecía estar el negocio porque se mandaba Barale, Medina y Gallegos conectaba para asistir tanto a Altamirano como a Barboza.
Ese impetú del equipo se interrumpió por unos minutos cuando restaba poco más de media hora para el final del partido, porque se esperaba que regrese la ambulancia al estadio tras llevar al arquero de Juventud que no salió a jugar el segundo tiempo por lesión (traumatismo de cráneo)
Cuando se reanudó el tricolor consiguió dar vuelta el marcador, una gran jugada de Altamirano dentro del área eludiendo, trató de definir por arriba del arquero pero en el despeje la conectó Barboza que le dió con todo y se la clavó al arquero.
El gol de la victoria para Almagro que se ponía al frente y tendría una chance clara para estirar la ventaja Altamirano quedó dentro del área mano a mano con el arquero pero no pudo definir cómodo y el balón pasó apenas al lado del palo izquierdo.
En los minutos restantes Almagro se quedó un poco y el rival se empezó a animar, Goméz voló de gran manera y contuvo un remate de Sánchez.
Tras los 20 minutos que mostró el cuarto árbitro en el cartel, el juez adicionó 3 minutos más y en los últimos segundos de esos suplementarios llegó la jugada fatídica.
Un avance del visitante que en defensa Almagro no logró despejar con claridad y le quedó a Vela que la clavó abajo con un remate que pasó entre un hueco y tras abrir las piernas un jugador entrerriano y dejarla pasar, se metió junto al palo izquierdo.
La bronca total, la desazón que gobernaba.
Se le escapaba a Almagro, inmerecidamente, porque el equipo había realizado un gran segundo tiempo y merecía estirar la ventaja una vez que dió vuelta el marcador, pero no lo sentenció, lo perdonó al rival y este se animó y le terminó robando dos puntos al tricolor.





www.almagro100.com.ar