jueves, 14 de abril de 2011

OTRO DESACIERTO DE LA SUB DE PRENSA

Por Juan Pablo Zumpano***********************
Ya hemos hecho referencia a los inconvenientes que sufrimos al intentar realizar las coberturas de los encuentros que disputa nuestro querido Club Almagro.
El domingo pasado se repitió una situación incómoda que tuvimos que vivir los periodistas de ALMAGRO100.
Debemos reconocer que siempre terminamos adaptándonos a las absursdas decisiones.
Además nos cuesta hacer públicas situaciones propias de nuestra profesión, en este espacio, que en realidad tiene como única finalidad realizar un aporte desde la comunicación al engrandecimiento de los tres colores.
Pero, lamentablemente, una vez más nos vemos obligados a dedicar espacio periodístico a las inclemencias que atravesamos los periodistas a la hora de realizar nuestro trabajo.
Y hablamos de LOS PERIODISTAS PARTIDARIOS.
Nos referimos a la mayoría, aquellos que no obtenemos ningún beneficio económico, costeamos nuestros traslados, dedicamos tiempo que le sacamos generalmente a nuestras familias.
Son muy pocos los que viven de Almagro como comunicadores sociales.
Los que lo hacen es porque transan, y no hablamos de ellos.
Nos referimos a la mayoría.
Aquellos que no publican lo que viven.
Temerosos de que en el próximo partido no les den lo que les corresponde: que les entreguen la credencial de prensa, que les permitan ingresar al estadio, acceder a la zona mixta antes del partido para copiar formaciones, y llegar al vestuario despues del encuentro para grabar entrevistas.
Muchos hacemos equilibrio para que "nadie se enoje" y el próximo partido podamos acceder al estadio (ya sea de local o de visitante) sin inconvenientes.
El partido contra Italiano fue una muestra más del absurdo que propone la actual Comisión de Prensa.
Para el que no sabe, debemos informar que en el sector de PLATEAS VISITANTE, lugar al que nos obligan a ingresar a los periodistas partidarios (mezclados con la delegación de dirigentes visitantes) se encuentra clausurado, ya que retiraron la mayoría de las butacas para reparar filtraciones. Por consiguiente, el domingo pasado nos "invitaron" a acceder a la tribuna visitante.
Debo reconocer que fue toda una experiencia.
Vimos el partido "al revés".
Por momentos fue divertido, incluso.
En lo personal, recorrí lugares que hace décadas no visitaba.
Pude ver la entrada del visitante, un cantero que rodea a un árbol que creo que es un Tilo, en medio del acceso.
El pasto está alto.
Hay unos baños oscuros, restos de materiales, algunas oficinas vacías, cerradas con alambres que actúan de candados.
En el corner hay otra salida, con otro sitio parcialmente cerrado, dentro del que hay vallas desmontables de metal, resabios de la época que ingresaban los visitantes.
En definitiva: un viaje al pasado para mí.
Me acordé de mis 15 años, cuando no tenía dinero para pagar "ADICIONAL" y me infiltraba (pagando sólo la GENERAL) entre los hinchas rivales para ver al tricolor.
Más allá de la excursiòn por zonas que me sensibilizaron desde la retrospectiva, resulta un absurdo que nos envien allí para realizar la cobertura periodística.
Es imposible escribir.
Es imposible concentrarse.
Es imposible pensar que nos manden allí, tan lejos de Almagro mismo.
Hablo en plural porque éramos varios los periodistas partidarios que tuvimos que bancarnos que NOS GRITARAN EN LA CARA EL GOL DE ITALIANO.
Alguien debe decirlo.
No podemos ser tan mal tratados.
Desde Gabriel Fuster hasta Rubén Rojas pasaron muchos años, muchos Jefe de Prensa...
Pero nunca nos tocó vivir esto.
No pedimos una cabina.
No pedimos apoyo económico.
No pedimos catering.
No pedimos un escritorio.
Estamos pidiendo las condiciones mínimas de trabajo.
Hay lugares vacíos en la PLATEA LOCAL y nos impiden ingresar.
No hay acreditaciones anuales, por lo que cada partido hay que solicitar la acreditación.
Todos los fines de semana la misma persona nos pregunta:
¿Su nombre?
¿Medio?
¿DNI?
Por dentro uno piensa...
¿Pero no me conocés?
¿Quizás no sepas mi DNI, pero mi nombre...?
¿Que puedo responder?
¿Zumpano?
Lejos del depotismo me niego a decir: "el nieto de Armando" el tesorero de Tomaro.
El primo de Juan José Zumpano y Rodrigo Cosenzo.
Lejos del oportunismo me niego a agregarle que soy el que habla de historia con Romanito, el que iba a la cancha en el torino del gordo Centoira, el que trabajó con Angel "la biblia" Forestiero, el que se emocionaba cuando Romeo me abrazaba y me hablaba de mi abuelo, o el que coincide políticamene con Juan Carlos Carinelli desde que era un soñador, presidente de una Peña.
Señores: Almagro tiene muchos problemas hoy como para ocuparnos de algo tal específico como el sector de PRENSA.
Valgan estas líneas solo para reflejar esta situación.
Mientras el País aprobó una Ley de Medios justa y equitativa, Almagro parece ir a contramano.
La paradoja se da justo con el Presidente que más democrático tuvimos desde hace años.
No se ven noticias de Almagro en los medios nacinales.
No se provee de información a los medios partidarios.
Hay colegas que fueron amenazados.
Hay colegas que son discriminados.
Tenemos pruebas.
HACER PRENSA NO ES DECIDIR QUIEN ENTRA Y QUIEN NO A LA CANCHA.
HACER PRENSA NO ES CASTIGAR A LOS QUE PUEDEN CRITICARTE.
SEÑOR JUAN CARLOS CARINELLI, USTED ES UN HOMBRE CON PRINCIPIOS DEMOCRATICOS.
POR LO TANTO LE PEDIMOS QUE TOME CARTAS EN EL ASUNTO.
MODERE LAS ACTITUDES DE SU COMISION DE PRENSA O EXIJALES LA RENUNCIA.
Atentamente ALMAGRO100

www.almagro100.com.ar