domingo, 18 de septiembre de 2022

TERCER TRIUNFO AL HILO QUE ILUSIONA

Almagro derrotó 1 a 0 a Deportivo Maipú de Mendoza con gol de Walter Rueda en el comienzo del segundo tiempo. El equipo no jugó bien y aunque mantuvo el orden en todas sus líneas no logró generar muchas situaciones de gol. En el final del partido el visitante buscó la igualdad llegando con peligro en dos oportunidades que salvó espectacularmente el arquero Emiliano González. 


El trámite del partido arrancó parejo, donde los equipos se alternaban la mayor posesión de la pelota pero sin generar jugadas de peligro en los arcos.
Recién en los últimos 10 minutos Almagro pudo aproximarse con más peligro, tuvo una llegada con una buena entrada al área de Fernández, que no pudo definir con comodidad por estar también con poco ángulo.
Por el lado del visitante tuvo la más clara con un remate cruzado que pasó cerca del palo izquierdo.
Almagro respondió en un contragolpe  donde Boasso maniobró bien y le puso un gran pase a Rueda que ingresó dentro del área y cayó, todos gritamos penal, pero el arbitro interpretó que se cayó solo.
En el final luego de un corner, Rueda le dió como venía fuerte y la pelota pasó apenas desviada junto al palo izquierdo del arquero.
Lo del volante por derecha de Almagro sería un aviso de lo que vendría en el inicio del segundo tiempo, una buena combinación por izquierda donde Dematei la cedió a Servetto que giró muy bien dentro del área pero en lugar de rematar al arco se la cedió a Rueda que le rompió el arco al arquero con un fuerte remate de derecha.
Almagro conseguía el gol de la victoria en el arranque del complemento y tenía que aguantarlo y salir de contra en lo que restaba de partido, casí todo el segundo tiempo.
Pero le costó al equipo, generar alguna contra para aumentar la diferencia y estar más tranquilo, chocó con impresiciones propias y también contra un rival que se fue animando a buscar la igualdad.
Maipú llegó primero con un tiro libre que pasó cerca del palo izquierdo y luego se fue arrimando por los costados generando peligro, aunque también encontrando tanto a la defensa tricolor como al arquero González muy firmes.
El arquero de Almagro terminó siendo clave, la figura del equipo, salvando en dos ocasiones la caída de su arco, primero volando junto a un palo, luego de un remate desde el borde del área y luego desviando un disparo dentro de la misma.
Llegaba el final del encuentro y la alegría total de todo el pueblo tricolor en las tribunas y la platea y los jugadores también saltando y festejando frente a la popular, cantando por el equipo y alimentando la ilusión.
Si bien no jugó bien, Almagro ganó que es lo más importante a esta altura del torneo, donde quedan tres fechas para el final y el tricolor necesita sumar para poder asegurarse un lugar dentro de los que clasifican al reducido.


1 comentario:

Anónimo dijo...

El plantel más mediocre de los últimos años y si estamos ahí es exclusivamente porqué tenemos al mejor arquero de la divisional (lástima que el pincha seguro se lo lleva).